Tipos de motos

Hay una gran variedad de tipos de motos en el mercado, en función de tus gustos, forma de conducir y experiencia elegirás una u otra, veamos las opciones:

– Deportivas: Las más pasionales,  para los que tienen un espíritu de carreras y no les importa sacrificar la comodidad en pro de las prestaciones. Son poco manejables entre el tráfico urbano, rápidas en tramos de curvas e incómodas para viajar.

– Naked: Motos sin carenado que cada vez son más deportivas. Equilibrio entre prestaciones, precio (hay excepciones), facilidad de conducción y comodidad. No tienen protección aerodinámica por lo que no son muy recomendables para viajar. Por lo demás son muy polivalentes y una buena opción para empezar.

– Trail: Motos mixtas para carretera y campo, aunque la mayoría montan neumáticos para asfalto que no permiten casi ni entrar en una pista de tierra. Son muy cómodas, buenas viajeras (facilidad para acoplar maletas), sencillas de conducir, divertidas en ciudad y menos lentas de lo que pueda parecer en tramos de curvas. Otra buena opción como primera moto.

– Sport-turismo: Motos con semicarenado (cúpula y parte alta del carenado) o carenado completo que buscan el equilibrio entre comodidad, viajar y prestaciones en tramos de curvas. Las hay con manillar alto o semimanillares. Buena opción para hacer de todo un poco.

– Turismo: Motos grandes con voluminosos carenados y cúpulas, mucho equipamiento, motores grandes y suelen llevar maletas. Son para viajar, para poco más y no son recomendables como primera moto porque son muy pesadas y caras.

– Custom: Para los amantes de los cromados, dentro de las custom hay muchas subcategorías. Gustan a las chicas por el asiento bajo, pero son complicadas para maniobrar, poco efectivas en tramos de curvas y de prestaciones escasas. Son motos para pasear a ritmo tranquilo y no entrar mucho en el caótico tráfico urbano.

– Supermotard: Motos derivadas del campo con neumáticos y suspensiones para carretera. Las primeras eran artesanales y ahora se venden así directamente e incluso hay subcategorías. Recomendables de baja cilindrada porque son ligeras y fáciles de conducir. No valen para viajar y su verdadero medio natural son los tramos de curvas, cuanto más cerradas mejor. Pueden ser una opción como primera moto.

– Scooters: Hay muchas subcategorías, por tamaño (pequeños, medianos y GT) y por su carácter más o menos deportivo. En función de tus gustos puedes encontrar uno fácilmente. Son económicos (los grandes no), muy fáciles de conducir por el cambio automático y frenos en las manetas, tienen gran capacidad de carga, más limpios que una moto (mayor protección aerodinámica) y muy prácticos. Muy recomendables si es lo que buscas.